Vladímir Mayakóvskiy: «¡Escuchadme!»

Vladímir Mayakóvskiy (1893-1930): es un poeta ruso, nacido en Georgia en la familia de un simple florestero. Mayakóvskiy escribió el poema «Послушайте!» en 1914 cuando empezó su época de afición al futurismo. Lo que le diferencia de otros poetas futuristas es su convicción en los ideales éticos y morales, lo que a la vez generaba una protesta contra el ambiente pancista donde no tenían cabida estos ideales y valores con los que tanto soñaba el poeta ruso. El poema «Послушайте!» es el grito del alma de Vladímir Mayakóvskiy que empieza por una simple petición dirigida a toda la gente. Al estructurar los versos en forma de escalera, el poeta logra que cada palabra tenga su importancia y peso en todo el poema. No siempre que recitamos a Mayakóvskiy hemos de alzar la voz y recitar a gritos (el poeta tiene poemas-protestas y para manifestaciones organizadas en las plazas, pero este no es el caso). Este poema posee un tono confidencial e íntimo. El alma del poeta anhela la amistad, el amor y la comprensión. Mayakóvskiy nos dice que es importante que soñemos, tengamos objetivos vitales, no nos olvidemos de la espiritualidad y de la belleza. Precisamos de las estrellas-perlas, no de las estrellas-escupitajos.

Послушайте!¡Escuchadme!
Послушайте!
Ведь, если звезды зажигают – значит – это кому-нибудь нужно?
Значит – кто-то хочет, чтобы они были?
Значит – кто-то называет эти плевочки
жемчужиной?
И, надрываясь
в метелях полуденной пыли,
врывается к богу,
боится, что опоздал,
плачет,
целует ему жилистую руку,
просит –
чтоб обязательно была звезда! – клянется –
не перенесет эту беззвездную муку!
А после
ходит тревожный,
но спокойный наружно.
Говорит кому-то:
“Ведь теперь тебе ничего?
Не страшно?
Да?!”

Послушайте!
Ведь, если звезды
зажигают –
значит – это кому-нибудь нужно?
Значит – это необходимо,
чтобы каждый вечер
над крышами
загоралась хоть одна звезда?!
¡Escuchadme!
Si se encienden las estrellas (Opción B: Si arden las estrellas),
significa que alguien las necesita, ¿verdad?
Significa que alguien quiere que existan, ¿no es así?
Significa que alguien nombra a estos escupitajos — perlas,
¿no creen?
¡Y se parte la espalda
arrastrándose
entre las ventiscas de polvo del mediodía,
irrumpe y llega hasta Dios,
teme que ha llegado tarde,
llora,
besa su mano nudosa,
pide
que haya obligatoriamente una estrella!
¡Jura
que no podrá aguantar sin estrellas!
Y después
anda preocupado,
pero aparentemente está tranquilo.
Le dice a alguien:
¿Entonces, ahora no te pasa nada?
¿No tienes miedo?
¡¿Verdad?!  

¡Escuchadme!
Si se encienden las estrellas,
significa que alguien las necesita, ¿verdad?
¡¿Significa que es necesario
que cada tarde
debajo de los tejados
se encienda por lo menos una estrella?!  
Kazán, 1914

Para citar como un blog

3 comentarios

    • Buenos días, Luís:

      Muchas gracias por su comentario, en primer lugar. Me llamo Kseniya. Soy la creadora de este blog de poesía. Lo tenía abandonado un poco durante los últimos años, ya que no me daba tiempo para actualizarlo.
      Soy traductora freelance. Si le interesa que su poesía sea traducida al ruso, la podría traducir. De hecho, hace poco propuse que se haga una pequeña compilación de poesías traducidas (1 o 2 poesías por poeta) al ruso para publicarlo en el blog y llamar la atención a la poesía que se crea hoy día.
      Si quiere escribirme en privado, este es mi correo: ktraduce@gmail.com
      Un saludo cordial,
      Kseniya

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s